sábado, 18 de agosto de 2012

Vía Ferrata Canal del Palomo

Después de mes y medio de parón, con alguna salida esporádica en bicicleta por las planas y María de Huerva, hoy nos vamos a realizar algunas ferratas por la sierra de Guara.

La primera es la Canal del Palomo, cerca del embalse de Vadiello, para llegar hasta el cogemos la A-23, dirección Huesca, donde sin pasar por la ciudad, enlazamos con la N-240 durante 5 kilómetros, hasta desviarnos por la HU-330 dirección Loporzano-Vadiello, que no dejaremos hasta pasar un tramo con tres puentes seguidos, escavados en la roca.

Una vez pasados, la carretera desciende unos 500 metros y a mano izquierda se puede ver un pequeño aparcamiento donde dejamos el coche.

Comenzamos la mañana con buen pie, el aparcamiento esta vacio y podremos disfrutar de la vía ferrata a tope, sin que nadie nos meta prisa, nos podemos el material y cogemos un sendero que va paralelo a la pared de roca y que seguiremos hasta el final (sin pasar el río).


Comenzamos la ferrata, el primer tramo, esta equipado con clavijas, pero falta el cable de vida, por lo que tenemos que ascender con precaución, a pesar de que los pasos son bastante sencillos, una caída podría ocasionarnos un buen golpe, en días en el que la roca este mojada, es aconsejable subir asegurado.


Superado este primer tramo, andamos unos metros para acercanos a la canal, a la cual accedemos tras superar un pequeño tramo horizontal equipados con clavijas y que ya cuenta con cable de vida.


Una vez en su interior, nos encontramos con varios tramos verticales equipados con cable de vida y clavijas, que nos facilitan el ascenso. En el inicio de cada tramo, hay pequeñas pozas, donde habita el Tritón pirenaico, una especie en peligro de extinción, por lo que esta prohibido pisar las pozas.



La equipación a lo largo de toda la canal es excelente, además como en determinados puntos la canal se estrecha bastante, podemos avanzar también por oposición.




Cerca del final, llegamos hasta una larga pared, ligeramente tumbada, que superamos sin mayores problemas, que nos lleva hasta otro tramo de canal ligeramente mojado




Que nos lleva hasta uno de los pasos más comprometidos de la vía, un pequeño desplomado, equipado con grapas, en el que nos toca tirar de brazos y superamos sin mayores dificultades, primero pasa José Angel y luego voy yo.



Tras superar el desplomado, llegamos al final de la canal, donde enlazamos con un sendero que nos lleva por medio de una maralla de arboles y vegetación baja, marcada con puntos rojos, que nos conduce hasta la base del Circo d' o Ciego donde vemos a un grupo de cabrás que descansan en una oquedad.



Desde este punto, comenzamos el camino de regreso al aparcamiento, que se encuentra equipado con cable de vida, y que nos lleva por una fajeta tumbada, que cuando se encuentre mojada, tiene su punto de riesgo. En este punto y antes de que el sol no de, de lleno, realizamos una breve parada para tomar algo y realizar una fotografía panorámica de la zona, que sin duda es espectacular.



Tras rodear parte de la montaña, nos encontramos con un pequeño destrepe, equipado con clavijas y cable de vida, que superamos con alguna dificultad, ya que al bajar de espaldas casi no vemos las clavijas.



A los pocos metros, enlazamos con un sendero, algo confuso en algún momento debido a desprendimientos, que nos lleva en un pronunciado descenso, hasta el aparcamiento. 



Sin duda una vía ferrata espectacular, con pasos atléticos, un entorno fantástico, aunque tengo que decir que nos ha resultado más sencilla de lo que esperábamos, aunque es de imaginar que con el piso mojado, su dificultad será mayor. Sin duda esta y la de la cascada del Sorrosal son las que más nos han gustado hasta la fecha y con el tiempo repetiremos.


4 comentarios:

  1. Hay que ser un valiente para hacer esa vía en agosto. Cuando vuelvas te recomiendo alargar la ruta hasta el pico Boron pasando por las cimas de los Mallos de Ligüerri (Sin dificultades destacables se pasa cerca de las clavijas del mallo de San Jorge).
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Bruno, pues tomo nota, porque nos gusto mucho la ferrata y seguro que volvemos. La verdad que hacía calor pero al ser las nueve de la mañana se podía soportar, saludos

      Eliminar
  2. Aunque no me gustan nada las ferratas, ésta sí que tengo ganas de hacerla. De hecho, la intentamos hace 3 años pero había llovido tanto 2 días antes que por los resaltes bajaban aunténticas cascadas de agua, asi que tras hacer el primer tramo nos tuvimos que bajar. Lo de los tritones me llamaron mucho la atención, había un montón en las pozas por las que pasamos.
    Salud(os)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rubén, la verdad que es una ferrata muy chula, y se disfruta mucho, aunque sin agua es bastante sencilla. Entiendo que para los escaladores, esto de las ferratas no les vaya mucho, jaja, saludos

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Últimos comentarios