sábado, 21 de enero de 2012

La Fuente del Paco



Aprovechamos el buen tiempo que dan para este fin de semana, para hacer una escapada a la Jacetanía, el hotel elegido es la Hospedería de San Juan de la Peña. Como esta zona no la conozco mucho decido preguntar a nuestro compañero David del blog Rutas por el Pirineo.
 

Como voy con mi mujer, la ruta no tiene que ser muy exigente, de entre todas las opciones que me da David, al final me decanto por una circular que va desde Villanúa hasta el área recreativa de la Fuente del Paco. Para descargar el track, haz clic en el símbolo de Wikiloc.



El inicio de la ruta, lo realizamos desde el aparcamiento, de la oficina de turismo de Villanúa, a tan solo 300 metros de la entrada a la cueva de Bruixas. El día para ser finales de Enero, es bastante caluroso, pero hace viento.

Desde el aparcamiento caminamos unos metros hacia el pueblo, enseguida llegamos a un cruce debidamente señalizado, cogemos la pista de la izquierda, que en un ligero ascenso nos saca de Villanúa.

Cuando el asfalto desaparece, y justo unos metros antes de llegar a la altura del puente del ferrocarril, enlazamos con un sendero señalizado, por el que podemos ir a la Fuente del Paco y al Refugio de la Espata.



El sendero nos conduce por medio de un pinar, conocido como "La selva de Villanúa", por el que vamos ganando desnivel, de forma continua, pero sin muchas dificultades.

En uno de los numerosos claros, que hay a lo largo del pinar, nos detenemos para contemplar las vistas, donde destaca el pico Lecherín, cuya cumbre es la única que mantiene nieve, en este extraño invierno y las vías del ferrocarril del Canfranero, todo un referente en el valle.

Tras la pausa, seguimos subiendo por el pinar, llegamos a una bifurcación bien señalizada y continuamos subiendo por el sendero de la izquierda, hasta enlazar con una pista forestal.


La pista es totalmente llana, esta en buenas condiciones, y es perfecta para ciclar, el árbol que más predomina en esta zona, es el abeto, lo que hace de esta ruta perfecta para realizarla en los meses de verano, por su escasa dificultad, y las buenas sombras que ofrece.

Siguiendo la pista enseguida, llegamos a la zona recreativa de la Fuente del Paco, a pie de pista hay un refugio cubierto, que puede servir para un apaño, nos alejamos unos metros de la pista, y nos acercamos a la zona de Picnic, donde hay un bonito merendero y la Fuente del Paco, este nombre le viene, porque Paco, es una palabra aragonesa, que se utiliza para denominar a las laderas sombrías de las montañas, donde los rayos de sol, apenas dan.






La vuelta se puede hacer por el mismo camino, pero como a nosotros nos gustan las rutas circulares, regresamos por la pista de la Trapa. 

Así que dejamos la Fuente del Paco, nos reincorporamos a la pista principal, y continuamos rectos rumbo noroeste, en algunas hombrías, podemos ver algún resto de nieve. Cuando llegamos a una encrucijada de caminos, tenemos la opción de alargar la ruta hasta el Refugio de la Espata, nosotros cogemos la pista de la izquierda, y cruzamos un puente que salva las aguas del río Aragón.


Nada más cruzarlo, enlazamos con la pista de la Trapa, que en un ligero descenso, nos conduce por medio de un bosque mixto durante un kilómetro, después los árboles dan paso a una zona de verdes pastos y matorral bajo.

Hasta el momento practicamente no habíamos sentido el viento, pero ya en esta zona despejada, se nota bastante, siguiendo la pista, a nuestro paso vamos dejando algunas bifurcaciones pero siempre continuamos por la pista principal.

Nada más pasar una bifurcación, nos encontramos con un panel que nos indica la ubicación del Dolmén de Letranz, nos desviamos unos metros de la pista, y llegamos hasta él, donde aprovechamos para fotografiarlo y comer, ya que se encuentra situado en una pradera amurallada, que nos protege del viento.

Después de comer, reemprendemos la marcha, volvemos a la pista, y continuamos descendiendo con vistas ya a Villanúa, cuando la pista hace dos giros a la izquierda llegamos al mirador de Las Espeñetas, desde el que obtenemos unas fantásticas vistas de Villanúa, la sierra de los Ángeles, los Lecherines, y Collarada.

La zona del mirador cuenta con una zona de bancos, en los que poder descansar mientras se contempla el paisaje, nosotros proseguimos, y metros más tarde pasamos por un puente para salvar de nuevo la aguas del río Aragón.

En este punto vemos de nuevo el puente por el que va el Canfranero, y enlazamos con la pista asfaltada, que nos lleva hasta el aparcamiento, dando por finalizada está sencilla, pero bonita ruta circular, ideal para realizarla en familia.


3 comentarios:

  1. Bonita ruta!

    Ideal para hacer con niños

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hola Eduardo, la apunto para ir con los peques. Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Como siempre, una ruta fantástica!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Últimos comentarios